Un mes luego, Raz fue a su siguiente conferencia sobre resguardo, en Austin, Texas. Abrio Tinder y volvio a tomar un conjunto sobre matches

A la caza de el responsable

Tras su investigacion inicial, Raz no tenia expectativas y estaba con total seguridad sobre que eran robots. Mismamente que, al volver a hablar con otro bot, no fingio que hablaba con la ser real. Igual que era de esperar, la charla funciono con el script asi­ como al final Raz recibio una convite de continuar el chat por Skype con juicyyy768.

El sustantivo de la cuenta le recordaba al bot que le invito a hablar por Skype cuando estaba en Denver (el apelativo seguia la misma formula): una expresion cuya ultima letra se repetia varias veces desplazandolo hacia el pelo tres digitos al final. Raz creo un perfil desechable de Skype. Despues de otro dialogo por Script, el bot le pidio a Raz que creara una cuenta en la web de trueque de fotos. Ni que declarar que la web pedia la cuanti­a sobre la papeleta sobre credibilidad. A estas alturas, bien tendras una idea sobre que prostitucion todo esto. continue reading…